8.21.2017

¿Se puede ser CEO de una marca de relojería, sin usar relojes?


Yo me pregunto qué mensaje estás transmitiendo cuando te ponen de máximo responsable de una marca de relojería, y no solo no llevas un reloj de tu marca, sino que de hecho no llevas ningún reloj. Eso es -por suerte o por desgracia- lo que se suele hacer hoy día, o sea: no usar reloj. Una gran mayoría de personas han decidido usar el móvil para ver la hora, y prescinden de ese tan importante complemento de antaño.

La foto que pongo no es una foto que he cogido al azar de por ahí, no, es la fotografía oficial de Patrick Pruniaux, el nuevo CEO de la marca suiza de relojería Ulysse Nardin, que han distribuido su agencia de prensa de manera oficial. Como sabéis, Ulysse Nardin forma parte del poderoso grupo Kering (del que también forman parte marcas como Gucci, Bottega Veneta, Saint Laurent, Alexander McQueen, Balenciaga, Brioni, Christopher Kane, McQ, Stella McCartney, Dodo, Boucheron, Girard-Perregaux, Jeanrichard, Pomellato, Qeelin, Volcom, Cobra, Kering Eyewear o la famosa marca de ropa deportiva Puma), y la incorporación de Pruniaux se hará efectiva el próximo 28 de agosto.




Me ha resultado llamativo que una marca como Ulysse Nardin no preste atención a estos detalles, y que presenten al ex-ejecutivo de TAG Heuer y Apple (fue uno de los participantes en el lanzamiento del Apple Watch) sin reloj alguno. Para Ulysse Nardin, la principal misión de su nuevo CEO será la de expandir internacionalmente la marca de lujo suiza, tras el abandono del anterior CEO Patrik P. Hoffmann "por razones personales".

Patrick Pruniaux tiene 45 años, y en su exitosa carrera se encuentra su trabajo en otro gigante del lujo, el grupo LVMH, un productor de vinos y espumosos, pero que también tiene entre sus marcas firmas tan conocidas como Christian Dior, Louis Vuitton, Loewe, Kenzo... O la misma Sephora (sí, la marca de maquillaje). Aunque como comentamos antes Pruniaux trabajó en TAG Heuer (que forma parte también del LVMH), inicialmente lo hizo en Miami, pero no para TAG Heuer, sino para su división de vinos. Es curioso que un experto en vinos recaiga en una marca de relojería, pero la razón parece más bien en que la orientación de Patrick Pruniaux son las ventas, independientemente del producto del que se trate. Graduado en prestigiosos centros académicos de París y Stanford, Pruniaux será la cara visible y máximo responsable de Ulysse Nardin, con la cual seguramente venderá un número asombroso de relojes... Aunque ni él mismo los use.

| Redacción: RevistaRelojes.com / RevistaRelojes.blogspot.com